Menú
Escudo Saint Luke
Referencia de pago Propedéutico
Saint Luke, Escuela de Medicina

Bata Blanca Médica

Bata Blanca Médica

La bata blanca es quizás el símbolo más representativo de la jerarquía médica frente al común de la sociedad, y denota un cuerpo de significantes y significados variados y complejos, relacionados al carácter y rigor científico de la medicina, a su fundamentación en los procedimientos de laboratorio que buscan la verdad, a una reacción frente a la medicina solemne y desesperanzadora para el paciente en el siglo XIX, y su final transformación hacia la blancura de la esperanza, la cura y la vida.Trazar el camino histórico de este objeto es vital para entender los orígenes del pensamiento médico contemporáneo y en qué se sustenta su ser.

Palabras claves: bata blanca, biosemiótica, ceremonia de batas blancas, historia de la medicina, semiología, semiótica.

1Grégory Alfonso García Morán, 2Giovanny Jácome Ramírez

1. Médico docente, Facultad de Medicina Fundación Universitaria Sanitas y Pontificia Universidad Javeriana. 2. Estudiante X Semestre, Facultad de Medicina, Fundación Universitaria Sanitas.

 

Buscando el origen del blanco en el hábito del chamán llamado médico Como lo comenta el cirujano Julio Alberto Nieto, en su oración maestros de la cirugía colombiana 2011 (12), si nos remontamos a la epopeya de la civilización occidental, la noticia más próxima está en el antiguo Egipto, ya que en las llamadas “casas de la vida” o Per Ankh que eran como tal los establecimientos escolares para la medicina, los nuevos escogidos para tal función social purificaban su ser con vestimenta blanca(para ser más descriptivos color harina de cereales como la avena) y alimentación especial, y su transformación era entonces hacia médicos de índole religiosa (13,14,15).

La disyuntiva entre médicos de talante religioso y los de carácter laico solo se evidencia hasta el siglo de Pericles en la antigua Grecia; y esta innovativa venía de lo que hoy es Sicilia y el Asia Menor, sitios donde ya se habían formalizado escuelas seglares médicas y no de naturaleza religiosa.

El doctor Mark S. Hochberg, quien es profesor de cirugía en New York University School of Medicine, también se per- cata históricamente de otro hecho importante, el cual sucede en el mundo romano, y es la connotación de la palabra latina para blanco que es “candidus”, incluso recuerda que la palabras españolas “candor” y “candidato” surgen etimológicamente de ahí. El blanco, entonces, o mejor descripción puesto que señala el perfil vital limpio de los miembros representantes de los distintos gremios sociales, su pulcritud en la verdad y en la justicia (de justo) de sus actos, lo que sustrata a su autoridad. Esto, por extensión, ejemplifica al serio y respetoso actuar del médico (16).

El blanco pervivió en el ámbito médico en la edad media, en los monjes blancos del monasterio abadía Monte Cassino de la Orden religiosa de los Benidictinos, así llamados en honor de su fundador San Benito de Nursia (480-583). La Abazzia Montecassino es considerada la cuna occidental de la medicina en el quehacer no laico, y su fundador se considera el patriarca del monacato occidental y es el santo patrón de Europa (17,18). Según parece, descontando estas tres anécdotas históricas, el vestuario médico ha sido presa de las modas, del clima y de la caracterización simbólica que los diversos grupos humanos le han otorgado a los depositarios de la gravedad de su humanidad, es decir, los médicos.

El chamán médico contemporáneo: del negro al blanco Antes del movimiento moderno y contemporáneo de bata blanca, el vestuario médico era negro; esto aparentemente dada la connotación del color, su formalidad y seriedad, como era el solo hecho de encontrarse consultando a un facultativo. Era tal la solemnidad del acto médico que habitualmente cuando se consultaba a uno de ellos, era una última esperanza y ejemplificaba como tal el pórtico hacia el final de la vida, es decir el negro estío. El solemne negro incluso en ese contexto tanatológico era el color de los párrocos y curas, y de las órdenes monásticas de mujeres (monjas) (12,19).

Hasta finales del siglo XIX, el negro era el color de los galenos, y a comienzos del siglo XX aparece el blanco, de transitoriamente a definitivamente. Incluso, esta transición se observa en el atuendo de las monjas de órdenes hospitalarias (20). En esa transición es valioso el testimonio visual de dos grandes obras pictóricas logradas por la mano del gigante realista Thomas Eakins (1844-1916), ellas son: “The Gross Clinic”, de 1875, una escena de anfiteatro (ver figura 1) y “Agnew Clinic”, de 1889, una escena de sala de cirugía, pinturas clásicas que muestran a dos grandes médicos de Pensilvania (ver figura 2). En ellas se ve como hay una transición de la vestimenta de color negro a color blanco.

La transición al blanco fue posibilitada por ciertos hitos históricos tales como:

- Los estudios en transmisión de fiebre amarilla por vectores mosquito por parte del médico castrense Walter Reed (1851-1902), estudios motivados por la alta mortalidad de estadounidenses en la guerra hispanoestadounidense de 1898, y durante la construcción del canal de Panamá (24).

- Autores como Conner (25) mencionan que la bata blanca es también producto de una reacción a la vestimenta negra que usaba el francés Alexis Carrel (1873-1940), premio Nobel 1912 en fisiología o medicina, por su traba- jo en sutura en trasplante vascular y de órganos, y sutura vascular como tal (26). (Ver figura 3).

- La restructuración flexneriana de la educación médica, la cual formuló como pilar el laboratorio clínico, donde ya por el paradigma pasteuriano-listeriano el uso inicial y luego de bata oscura de laboratorio se metamorfoseó a blanca por la asociación de esta a la medicina científica naciente. La manga corta en laboratorio se instauró inicialmente dada la facilitación en la manipulación de elementos (27).

 

La bata blanca hoy

La bata blanca está enmarcada dentro de la mente colectiva contemporánea de lo que es un médico, junto al estetoscopio (o fonendoscopio), y unas décadas atrás lo eran también el maletín negro y el espejo de cabeza (28). Sin embargo, una gran diversidad de estudios certifica que la bata blanca es el culmen identificador del galeno contemporáneo (29). (Ver tabla 1). Tal es el grado simbólico de la bata blanca que es uno de los parámetros que identifican al gremio de facultativos y de científicos en el ideario e imaginario de infantes y adolescentes, como se ha demostrado al realizar una prueba psicológica sencilla pero a la vez especializada en su interpretación, denominada “Test de dibujar un cien- tífico” (del inglés-DAST-Draw-A-Scientist-Test-) desarrollada por David Wade Chambers del Deakin University en Austra- lia (30). La “hoy blancura” de la bata denota rigurosamente ciencia, esperanza, autoridad y curación, todo lo antagónico al abrumador negro fatídico, efímero y mortal. Igual en rela- ción a la concepción, percepción, ideario e imaginario social de los hospitales, estos cambiaron de ser sitios para ir a agonizar y morir, a lugares donde se busca sanación y cura.

La bata blanca en la formación médica encierra una gran carga simbólica dentro del currículo formal y currículo oculto (31).

Los avances del francés Louis Pasteur (1822-1895) como refutador de la teoría de la generación espontánea, como padre del procedimiento de la pasteurización, y sus trabajos iniciales sobre enfermedades contagiosas; y del inglés Joseph Lister (1827-1912) como padre de la asep- sia y la antisepsia (21,22).

La difusión de la naciente medicina científica por medio de los libros del gran ícono canadiense William Osler (1849-1919), considerado el padre de la medicina interna (23).

Figura 1. The Gross Clinic (1875). Tomado de: Pennsylvania Academy of Fine Arts (PAFA) & The Philadelphia Museum of Art. http://www.pafa.org/Museum/ Research-Archives/Thomas-Eakins/ The-Gross-Clinic/80/

Figura 2. The Agnew Clinic (1889). Tomado de: The University of Pennsylvania Art Collection & The SCETI (Schoenberg Center for Electronic Text & Image) Collections, of The University of Pennsylvania Libraries. http://sceti.library.upenn.edu/index.cfm

 

Figura 3. El doble color de Alexis Carrell. Se observan dos portadas del connotado magazín norteamericano Time (carátula izquierda 16 de septiembre de 1935 y carátula derecha del 13 junio de 1938), que muestran dibujos del reconocido Nobel de fisiología o medicina Alexis Carrell con indumentaria negra acorde a la realidad, y a su vez con bata de color blanco en la fotografía del extremo derecho, la cual fue tomada en una conferencia en L'hôpital Broca(París, Francia) en el mes de junio de 1913. Carátulas tomadas de la página web del Magazín Time (http:// search.time.com/results.html?N=0&Nty=1&p=0&cmd=tags&srchCat=Full+Archive&Ntt=alexis+carrel), y fotogra- fía tomada de la referencia 26.

 

BIBLIOGRAFÍA

1. Frith U, Frith CD. Development and neurophysiology of mentalizing. Philos Trans R Soc Lond Biol Sci 2003; 358: 459–473.

2. Dunbar RIM. The social brain hypothesis and its implications for social evolution. Ann Hum Biol 2009; 36: 562–572.

3. Lotman, Yuri L. Universe of the Mind: A Semiotic Theory of Culture. London(UK), I.B. Tauris, 1990.

4. Zavala Olalde JC. El conocimiento de lo humano por las definiciones de nuestra especie y el contexto en el cual son propuestas. Theoria 2010; 19: 71-77.

5. Berger PL, Luckman T. La Construcción social de la realidad. Buenos Aires (Argentina): Amorrortu, 1968. 6. Benassini C. Teorías de la comunicación en Estados Unidos y Europa. Tomo II. México, Universidad Ibe-

roamericana, México DF (México), 1987.

7. Mattelart A, Mattelart M. Historia de las teorías de la comunicación. Madrid (España), Paidós, 1997. 8. Hoffmeyer J. Biosemiotics: towards a new synthesis

of biology. European J Semiotic Studies 1997; 9:

355-376. 9. Dennet D. La peligrosa idea de Darwin. Galaxia

Gutenberg, Barcelona (España),1999.

Fuente: https://docplayer.es/41150946-La-bata-blanca-simbolo-simbolismo-y-simbologia-medica-y-breve-anecdotario-historico.html


Comentarios

Excelentes artículos

Agradecemos tus comentarios Carlos.


Excelentes articulo desconocía lo narrado enviarme más

Muy bien Rafael, te haremos llegar todos nuestros nuevos artículos.


Escribe un comentario

 

 

 

 

Solicita información